El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo el lunes que México podría brindar asilo político a Julian Assange, cofundador de Wikileaks. Horas antes, un tribunal británico dictaminó que Assange no será extraditado a Estados Unidos.

Obrador elogió la decisión judicial de denegar la extradición, afirmando que es un triunfo de la justicia, y que "es periodista y merece otra oportunidad". AMLO dijo que estaba a favor de que Assange sea indultado, y que le pediría a Marcelo Ebrard, canciller de la CDMX que haga los trámites necesarios para contactar al Gobierno de Inglaterra sobre la posibilidad de que el creador de Wikileaks sea liberado y que nuestro país le ofrezca asilo político.

En su fallo en el caso de meses de duración, el Tribunal Penal Central, también conocido como Old Bailey, dijo que Assange no podía ser extraditado debido a preocupaciones sobre su salud mental. "Magníficas noticias del Reino Unido", tuiteó Agnes Callamard, relatora especial de la ONU sobre las ejecuciones extrajudiciales, sumarias o arbitrarias. "Assange no será extraditado a Estados Unidos. Esta fue la única decisión válida según el derecho internacional de los derechos humanos", agregó.

De ser extraditado a EUA, Assange enfrentaría 18 cargos de piratería informática

Si fuera extraditado a los Estados Unidos, Assange enfrentaría 18 cargos de piratería informática del gobierno de EUA. Además de por violar la ley de espionaje y una posible sentencia de 175 años.

Estados Unidos acusa a Assange de espionaje después de que WikiLeaks publicara cientos de miles de páginas de documentos gubernamentales, correos electrónicos y otras comunicaciones, incluidas las relacionadas con posibles crímenes de guerra cometidos por tropas estadounidenses en Afganistán e Irak.

México ha acogido a muchos solicitantes de asilos políticos a lo largo de los años, desde el héroe antiimperialista nicaragüense César Augusto Sandino hasta el revolucionario ruso León Trotsky y, más recientemente, el ex presidente boliviano Evo Morales.

"México tiene una larga historia de ofrecer asilo", dijo a la AFP Adolfo Laborde, académico y experto en relaciones exteriores. Si Assange se une a la lista dependerá de las presiones políticas y las posturas de los diversos actores y países interesados ​​en su destino, dijo Laborde.

Assange es buscado por 18 cargos en los Estados Unidos relacionados con la publicación en 2010 por WikiLeaks de 500.000 archivos secretos que detallan aspectos de campañas militares en Afganistán e Irak.

Si es declarado culpable en los Estados Unidos, enfrenta hasta 175 años de cárcel.

El asilo político de Assange podría causar tensiones con el gobierno de Joe Biden

Arturo Sarukhan, ex embajador de México en Estados Unidos, dijo que la oferta de asilo podría generar tensiones con la administración entrante del presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden. Dijo que López Obrador parecía estar ignorando o pasando por alto la publicación de WikiLeaks de 20.000 correos electrónicos pirateados del equipo de campaña electoral estadounidense de la demócrata Hillary Clinton en 2016. El presidente mexicano "está convirtiendo el tema en otra área potencial de fricción con la próxima administración estadounidense", dijo Sarukhan.

Las relaciones de López Obrador con Biden ya habían tenido un comienzo difícil, ya que fue uno de los últimos líderes de alto perfil en felicitarlo por su victoria, diciendo que quería esperar hasta que se resolvieran las disputas legales.

Los activistas realizaron una protesta frente a la embajada británica en la Ciudad de México después de la decisión judicial, exigiendo la liberación de Assange.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!