Si una cosa se puede decir del mundo de los videojuegos es que siempre han sabido rendir homenaje a quienes se nos adelantan, y Middle-Earth: Shadow of War no se va a quedar atrás. Monolith Studios ha decidido mantener viva la memoria de uno de sus productores ejecutivos, Michael “Forthog” Forgey quien murió en 2016 durante el desarrollo del juego, a causa de un tumor cerebral a los 43 años.

Los compañeros de Forgey decidieron rendirle homenaje en la nueva entrega en la forma de un orco de nombre, justamente, “Forthog el Mataorcos”. Este personaje, que será parte de un contenido descargable, aparecerá de forma aleatoria para ayudar al jugador matando de un solo golpe al enemigo que estemos enfrentando en ese momento, emulando lo que en el mundo hacía el productor ejecutivo en la vida real, de acuerdo con Monolith: “Siempre estaba dispuesto a lanzase a la acción y salvarnos cuando más se le necesitaba”.

Su funcionamiento recuerda un poco al “Mysterious Stranger” de la saga Fallout.

El arma que blandirá Forthog, un hacha-guitarra eléctrica, está motivada por el hecho de que Forgey amaba la música, tanto que había formado el grupo “Orc Slayer” con otros miembros de Monolith. De hecho, la canción que se escucha en el tráiler fue escrita e interpretada por el productor.

Para adquirir a Forthog, el jugador deberá de gastar 4.99 USD (99 pesos mexicanos), pero como gesto muy altruista de parte de Warner Bros. Games, 3.50 dólares de cada compra que se haga del DLC en EEUU hasta el 31 de diciembre de 2019 irá directo a la familia de Forgey, su esposa y tres hijos, lo cual es una buena excusa para comprarlo, y quita un poco el mal sabor de boca que en general han tenido los DLC entre la comunidad gamer, al darle un contexto muy positivo, y una verdadera motivación para que el jugador quiera adquirir este contenido.

Personalmente, creo que es muy refrescante que un desarrollador haya creado un DLC con el simple propósito de honrar a un compañero suyo y juntar algo de dinero para su familia luego de su muerte, y no algo que no se sienta como mero fan service, o como contenido que debería de haber estado desde un inicio en el juego.

Recuerden que Middle-Earth: Shadows of War saldrá a la venta el 10 de octubre de este mismo año para PlayStation 4, Xbox One y PC, mientras que el DLC de “Forthog el Mataorcos” se encuentra ya disponible en preventa en la tienda de Xbox y en Steam, y llegará a la PS Store el mismo día en que el juego se estrene.

En el siguiente video, pueden ver al director de Monolith, Kevi Stephens, y al director artístico de Shadow of War, Phil Straub, recordando a su compañero y explicando cómo se llegó a la idea de inmortalizarlo dentro del juego.