2017 parece ser la última oportunidad para que el ex integrante de la mítica banda británica ‘Oasis’. De esta forma, en este año que termina, el controversial vocalista lanza un material discográfico titulado ‘As You Were’, con profundos dejos de nostalgia.

La nueva generación de la escena del rock and roll mundial vivía una especie de segundo aire

Pasado el sofocón y con los ecos de los alaridos que bandas icónicas como[VIDEO]The Beatles [VIDEO]’, ‘Rollings Stones’, ‘Queen’, ‘Led Zeppelin’, ‘Guns ‘n’ roses’, entre muchas otras, provocaron que por ahí de la década de los ochenta y en pleno movimiento de la música pop, bandas como ‘Oasis’ tomaran la batuta.

Muy pronto la banda británica capturó la atención con guitarras estridentes y acompañamientos de pianos y cuerdas melancólicas. Además de esto, las letras atascadas de realidad y cotidianeidad, llegaron muy pronto a los oídos del mundo.

Guerra de hermanos

Sin embargo, como toda banda que triunfa y súbitamente sube al olimpo de la música mundial, las contradicciones y lucha de egos, vienen con ello. Esto les paso a los hermanos Noel y Liam Gallagher, motivo por el cual el paso de una de las bandas que cimentaran el britpop, dejará pronto de existir.

Ya habrá tiempo de dedicarle un artículo en particular a los hermanos que hoy parecieran odiarse a muerte, ya que la guerra de declaraciones es constante y cada vez más descarnada.

Ambos decidieron seguir su camino

Ante una lucha de egos que a pocos ha dejado una explicación clara, sobre el por qué de la disputa entre los Gallagher, Noel, se ha dedicado desde el inicio a presentarse y lanzar discos en solitario con relativo éxito entre los que conocen y guardan cariño por aquello años de gloria.

Por su parte, Liam lo intentó un par de veces con un proyecto que, a causa de ser honestos, no era malo.

El proyecto anterior de Liam, ‘Beady Eye’ lanzó un par de sencillos relativamente exitosos, ‘The Roller’ y ‘Blue Moon’, siendo este último una dedicatoria especial para el club inglés Manchester City, equipo con el que los Gallagher simpatizan de manera frenética. El caso es que parecía la vuelta de una de las voces más reconocidas dentro del a escena del rock mundial, pero no fue así. En repetidas ocasiones se le ha escuchado decir a Liam decir que los proyectos que preceden a este último, son un error y una estupidez, palabras más palabras menos.

Por fin este verano el ex vocal de ‘Oasis’ lanzó lo que sería su primer disco como solista, proyecto del cual se desprenden hasta ahora tres sencillos que ya circulan en las plataformas de música en internet: ‘Wall Of Glass’, For What It’s Worth’ y ‘Greedy Soul’.

La fórmula, es clara, está probada y garantizada, y aunque no entrega nada nuevo es un disco que en esencia deja ver la maestría de Liam como compositor y vocalista.

Si pudiéramos hacer un ejercicio y meter algún track de este nuevo intento del nacido en Manchester, entre algún álbum viejo de ‘Oasis’, seguramente pocos detectarían la diferencia. Sin embargo, y pesar de sonar muy parecido a lo anterior, suponemos que es una especie de bono que los grandes como él se han ganado.

De cualquier forma, esta perece ser la última oportunidad de Liam, para demostrar que puede brillar con luz propia y separarse de una vez por todas de la sombra de su antagónico hermano, quien pareciera recibir muchos más reflectores y reconocimientos que él. Mientras la batalla por ganarse ese lugar sea musical, nosotros estaremos encantados de escuchar los ejercicios de uno o del otro, como es el caso de este disco lleno de las glorias del ayer.