La compositora Florence Price le dirigió una carta al director musical de la sinfónica de Boston diciéndole que tomara en consideración la posibilidad de que se interpretaran sus partituras, esto ocurrió en noviembre 1943, la compositora dijo: “Desafortunadamente el trabajo de composición de una mujer es para muchos algo falto de lógica, profundidad, luz y virilidad”, también comento añádale el hecho de que mi sangre es de color y se entenderán un poco las dificultades que enfrentó [VIDEO].

La compositora fue la primera mujer negra en lograr que una orquesta tocara su música

Florence Price logró que para el año de 1933 la prominente orquesta Sinfónica de Chicago, interpretará una de sus piezas en "mi menor", pero poco tiempo después de su muerte su trabajo fue olvidado por reglas dominadas por los Blancos y hasta se llegó a pensar que su trabajo se había perdido.

No fue sino hasta este entonces que se pensaba que su trabajo estaba perdido, pero se descubrió este tesoro en su casa de verano en las afueras de Chicago, entre sus piezas destacan dos conciertos para violín, la primera grabación de estos conciertos será lanzada próximamente por Albany Records con Ryan Cockerman como director de la Filarmónica Janacek y Er-Gene Khang como solista.

Breve reseña histórica de la vida de la compositora

Esta destacada compositora nació en una familia modesta de clase media de Little Rock, su padre fue el primer odontólogo de color de la ciudad y según rumores el Gobernador llegó a ser uno de sus pacientes pero en el más estricto secreto. Comentó Price en uno de sus escritos que realizó un viaje con su madre a Inglaterra y Francia a sus 5 años de edad y asistió al conservatorio de Nueva Inglaterra allí pudo estudiar composición y contrapunto con los compositores George Whitefield y Frederick Converse, a pesar de haberse graduado con honores su madre insistió que ocultara su raza por miedo [VIDEO] al prejuicio de la gente ella dijo ser de México.

Para Marquese Carter, estudiante de un doctorado y especialista en el trabajo de Pierce, la compositora es un claro ejemplo de lo que significa ser artista negro dentro de reglas y normas blancas se pregunta ¿cómo se puede crear sonidos que suenen a una cultura diferente a la tuya y que represente la vida de esta cultura?

Los conciertos para violín ofrecen una respuesta. El primero, de 1939, a veces suena como un retroceso, haciéndose eco del famoso concierto de Tchaikovsky para ese instrumento y demostrando la comprensión profunda de Price de la armonía y la orquestación del siglo XIX.