La importancia de la firma, los significados y materiales de los anillos matrimoniales convierten a las alianzas en una clara tradición y representación del amor verdadero que la pareja se darán, el uno por el otro, por el resto de sus días. El oro blanco se ha vuelto tendencia y está teniendo mucho auge, gracias a su sencillez y derroche de elegancia. Las grandes casas de joyería apuestan por este material y perfeccionan los diseños de aros nupciales con diamantes, para darles un detalle único y distinguido. Conoce las propuestas más versátiles disponibles en el mercado y comienza tu vida matrimonial con elementos especiales.

Los anillos nupciales de Dior

Dior se enaltece en presentar su original alianza en forma de coral, perteneciente a su colección 'Bois de Rosé, que incluye diamantes de un fino aro de inspiración marina.

También tiene disponibles en sus tiendas el modelo de aros 'Mas natural', elaborado en oro blanco con toques brillantes.

La firma Cartier

La casa de joyería Cartier es una de las más exclusivas en la elaboración de anillos de boda, los cuales comercializa con éxito en diferentes países, actualmente tiene disponibles varias colecciones de aros, entre ellos el modelo 'Diferente', que consiste en una alianza realizada en oro blanco, engastado con diamantes, de la talla braguette y brillantes. Otro modelo 'Ancestral', también está hecho en oro blanco, con diamantes y diferentes cortes geométricos. Los anillos nupciales 'Tank' están elaborados en oro blanco de 18 kilates, con semipavé de diamantes y con un ancho de y 6 mm. La firma Cartier también ofrece 'Laniéres', un modelo con encadenados cuadrados, elaborado en oro blanco de 18 quilates.

Vídeos destacados del día

La casa de joyería Chopard

Chopard creó una alianza especial de tres aros horizontales, unidos por tres diamantes minimalistas en el centro con diseños en los bordes, alrededor de los anillos. Ofrece también la delicada propuesta 'Toques especiales', un aro resplandeciente elaborado con cristales Chopard, con un peso de 1,45 quilates y un engaste de oro blanco de 18 quilates.

Historia de los anillos de boda

El origen de las alianzas matrimoniales data desde la época de los romanos, antes de la introducción del cristianismo y también fue conocida por los judíos. En aquellas épocas eran de hierro y no llevaban piedra. Su uso estaba muy extendido, pero no por adorno, sino como símbolo de un contrato de entrega de cartas, instrumentos y otros objetos que el hombre le entregaba a la mujer como símbolo de la fe que se tenían el uno por el otro, amor, confianza y concordia.

El hombre se lo colocaba en la mujer en el dedo anular [VIDEO] de la mano izquierda, porque en este dedo hay una vena que llega hasta el corazón, según decía San Isidoro. Actualmente, los anillos de matrimonio son de oro y, en menor medida, de platino o plata. Son lisos y cómodos de llevar, porque la mayor parte de los esposos, los llevan siempre puestos.