Un día como hoy pero de 1847, México estaba viviendo uno de los acontecimientos más importantes de su historia, la Batalla de Chapultepec, por lo que como cada año, el ejército realizó un desfile en conmemoración a los seis Niños Héroes que murieron luchando por la patria.

Dando un poco de contexto, en los libros de texto se menciona esta batalla entre México y Estados Unidos donde seis jóvenes cadetes del Colegio Militar fueron asesinados cumpliendo su deber, a ellos se les conoce como los “Niños Héroes”.

De acuerdo con los textos escolares, el General Mariano Monterde, Director del Colegio Militar, le ordenó a los cadetes que se retirarán a sus hogares, ya que las instalaciones serían utilizadas como defensa contra las fuerzas armadas de Estados Unidos, pero seis cadetes de corta edad decidieron quedarse y defender al país.

Sus nombres eran: Juan de la Barrera, Juan Escutia, Francisco Márquez, Agustín Melgar, Fernando Montes de Oca y Vicente Suárez.

Una anécdota que ha resaltado en el transcurso de los años, es que cuando el ejército estadounidense invadió la fortaleza, el cadete Juan Escutia tomó la Bandera Nacional, se envolvió en ella y se aventó a una ladera, con el objetivo de que no cayera en manos enemigas.

Pero, el historiador Alejandro Rosas comentó durante una entrevista radiofónica, que esa anécdota está infundada, ya que no existen registros que avalen los hechos como se han descrito al pasar de los años.

Resumió que al recontar los hechos, se trata de agrandar el orgullo mexicano al contar la anécdota de Juan Escutia, pero que la verdad es que no hay pruebas que sostengan este capítulo en los libros de texto; afirmó que se sabe dónde murió pero no existen registros que expliquen las condiciones de su muerte, de igual manera agregó que siempre se omiten las vidas de 900 soldados que murieron de la misma manera que los Niños Héroes, y es ahí, donde la sociedad es injusta.

Durante la entrevista señaló que la conmemoración no solo es para los Niños Héroes, es para todos los héroes mexicanos.

Rosas invitó a la sociedad mexicana a recordar este acontecimiento histórico conmemorando no sólo a seis cadetes, sino a cada uno de los 900 soldados mexicanos que lucharon con ferocidad para proteger el país.

En definitiva estas declaraciones han hecho dudar a más de uno, por lo que invito al lector que cuestione todo lo que lea, ya sea en internet o en libros de texto, a crear su propio criterio.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más