La gastronomía de México destaca por sus maravillosos sabores, los cuales se reflejan en sus increíbles postres. Para la elaboración de estas recetas se incluyen las frutas de la estación, entre ellas las fresas, los mangos y los arándanos que son ingredientes frescos cultivados en la mayoría de los sembradíos de esta nación de Norteamérica. Los postres mexicanos son dulces platillos que hacen del final de la comida, el momento más esperado por los invitados.

Pastel de vainilla con fresa

Para la elaboración de este delicioso postre mexicano se necesitan ½ kilo de harina, 6 huevos, ½ barrita de mantequilla, 1 taza ½ de azúcar, 3 cucharaditas de polvo para hornear, 3 cucharadas de vainilla y ½ taza de leche.

Para el relleno y la cubierta de este pastel es necesario 1 taza de crema para batir, ½ taza de azúcar, 1 taza ½ de fresas rebanadas y fresas frescas enteras para decorar.

La elaboración de este rico postre comienza batiendo la mantequilla con el azúcar, hasta que la mezcla esté cremosa. Luego se agregan los huevos y la vainilla poco a poco, sin dejar de batir. Después se añade la leche y la harina, alternando con el polvo para hornear. Se vierte la mezcla en dos moldes redondos, previamente engrasados.

Después se hornea la preparación a 180 grados centígrados, durante 30 minutos o hasta que esté cocida. Se retira la preparación, se deja entibiar, se desmolda y se deja enfriar. Seguidamente, se bate la crema con el azúcar, hasta que esté firme.

El pastel de cubre con la crema y se decora con las fresas rebanadas. Encima se coloca otro pastel y se cubre por completo con más crema. Finalmente, este postre se decora con las fresas enteras o en rebanadas.

Tarticas de queso con mango

Para la elaboración de la masa que necesita esta receta se requiere de 1 taza y ¼ de harina de trigo, 1 cucharada de azúcar, ½ cucharada de sal, 60 gramos de mantequilla fría, sin sal y cortada en trozos de 2 centímetros.

Para la preparación del relleno se necesita ½ tableta de chocolate blanco derretido, 190 gramos de queso crema a temperatura ambiente, 1 taza de crema batida y 1 mango fresco maduro cortado de cubitos.

Luego se usa la masa para pasteles, la cual se amasa y enharina con un rodillo, luego de cortan círculos de 6 centímetros de diámetro y se rellenan pequeños moldes, previamente engrasados.

Se hornean los pequeños pasteles a 180 grados centígrados, durante 15 minutos o hasta que las tartillas estén doradas, se retira y se deja enfriar. Para la elaboración del relleno se debe batir el queso crema con el chocolate. Finalmente, se incorpora la crema con movimientos envolventes, se rellena cada tarta con la manga y se decora con cubitos de mango.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!