La Televisión invade la intimidad de los habitantes del planeta. Hace casi 70 años de su existencia, la televisión (el medio de comunicación de masas por excelencia) se apoderó de una parte importante del tiempo de la gente. Ese hecho marcó incluso la forma de socialización entre las personas. Ello apunta Giovanni Sartori en su libro Homo videns, La sociedad teledirigida.

La principal cadena televisiva, Televisa era un activo muy importante del Partido Revolucionario Institucional, PRI que gobernó México durante 70 años.

Si bien, la situación ha cambiado, debemos recordar que las televisoras mexicanas Televisa y Azteca, tuvieron la capacidad de controlar la agenda informativa e impidieron que algunos sectores de mexicanos se expresaran. Ejemplos de la información sesgada fue con las masacres de 1968 y 1971, cerrando y callando la expresión noticiosa a las víctimas. Otro ejemplo claro ejemplo ocurrió en el año 2000, el PRI pierde la presidencia y se maquilla la información. O bien, la guerra contra las drogas que aún no ha terminado.

Cierto es que la prensa mexicana me refiero a la de masas, es el espejo complaciente de los poderes. Sin embargo, la información ha trastocado la intimidad de los hogares de las personas en México y el planeta por el teléfono celular y con ello la manera de informarnos.

Esto representa dos áreas básicas, un grave problema de inmediatez estúpida acompañado de una nueva crisis de información dirigida. La segunda área, es la libertad informativa. Mi postura, es el respeto a la paz en la intimidad del hogar, es decir el tiempo para comer es para alimentarse y no para Facebook, el tiempo para la familia así debe ser, estar y permanecer. Por otra parte, los valores deben seguir siendo humanos, más allá del mundo de lo virtual.

¿Piensas perderte estas noticias?
Pincha en el botón de abajo para mantenerte actualizado sobre las noticias que no te puedes perder, tan pronto como ocurran.
Televisión

Evitar las 'fake news ' en México

Conjugar la demanda y generación de información si debe ir más allá de la red social, el hecho noticioso debe someterse a su contraste y verificarse siempre. Las fake news son un terrible problema y el pan de cada día de millones de internautas.

Conjugar la realidad, frente a la contradicción y sus conflictos en los hechos noticioso es el camino, aunque ello le pese a nuestro presidente. Las mujeres siguen siendo asesinadas, violadas y desaparecidas. Los periodistas también son asesinados, secuestrados y desaparecidos y no contamos con los elementos de seguridad para desarrollar nuestro trabajo investigativo.

Un sistema social, una organización o una sociedad, no puede ni debe ser modificado por una máquina. Esto no constituye un fin, sino tan sólo un instrumento, es decir, la parte material de una estrategia. Cuando elegimos un medio de información ello tiene un precio, ya que condiciona los resultados finales dentro de un sistema.

La crisis mexicana

Para las crisis actuales "el Estado es demasiado grande para ocuparse de las cosas pequeñas y demasiado chico para ocuparse de las grandes", Debo mencionar que en la mayoría de las veces, si se produce un señalamiento hacia el nuevo partido político en el poder somos "parte del sistema corrupto que siempre critiqué".

Un México con sectores sociales no articulados entre sí, sin un mínimo de proyectos de conjunto, es y será un país en crisis.

Un riesgo más, consiste en las generaciones y abstracciones de tipo más mítico que real sobre el desarrollo y la prosperidad del mexicano. El tiempo que vivimos necesita de manera urgente de objetivos más claros y de una sociedad activa.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más