La emergencia sanitaria que golpea a México, no sólo puede afectar la Salud y ocasionar víctimas mortales en esta nación de Norteamérica, sino que también dejará impactos negativos en los índices de crecimiento económicos proyectados para este 2020, debido a la suspensión de varios eventos, como ferias, exposiciones, seminarios, conferencias internacionales y encuentros deportivos; con el propósito de detener la propagación del mortal virus en territorio mexicano.

Aunque el presidente López Obrador envía mensajes tranquilizadores a los mexicanos, señalando que la situación está controlada por el Gobierno, existen dudas en relación a los efectos devastadores, que pudiera ocasionar la pandemia en México.

El arribo de viajeros procedentes del exterior, tanto por vía aérea como marítima, son la principal fuente de contagio del poderoso virus mortal, que azota al mundo y que, hasta ahora, ha dejado casi 4 mil fallecidos en varios países.

Debilidades en el sector salud de México

La peligrosidad de la pandemia se ve exacerbada por las debilidades del sector salud. Si los hospitales mexicanos no están bien dotados, con modernos equipos médicos y remedios a la disposición de los pacientes contagiados, la emergencia sanitaria podría agravarse significativamente en todo el territorio.

México dispone de varios factores alentadores. Su población, estimada en más de 129 millones de habitantes, sus enormes riquezas petroleras y fortalezas agroindustriales son ventajas considerables; que le pueden permitir al Gobierno solucionar la crisis sanitaria que desataría la pandemia en su territorio.

Siendo otra de las ventajas, sus relaciones diplomáticas con Estados Unidos. El trabajo conjunto entre López Obrador y Trump podría ayudar a México a superar los efectos devastadores que podría generar el mortal virus, que actualmente impacta al planeta.

Pero existen ciertos factores que atentan en contra.

Por ejemplo, la pobreza en varias comunidades mexicanas, especialmente las rurales e indígenas. La ausencia de hospitales y centros asistenciales bien dotados en algunos poblados, la precariedad de los salarios, el bajo poder adquisitivo de las familias y el desabastecimiento de medicinas.

Medicamentos y vacunas pueden ayudar a controlar la pandemia

Al igual que México, muchos países están a la espera de que Estados Unidos desarrolle pronto un medicamento retroviral, que permita a los pacientes contagiados superar esta mortal enfermedad, al igual que una vacuna.

Pero si los científicos estadounidenses logran desarrollar las medicinas y la vacuna es posible que solamente se encuentren disponibles para sus ciudadanos, mientras los demás países se quedarán sin recursos médicos para enfrentar esta grave enfermedad mortal, que ya ha provocado el fallecimiento de, al menos, 4 mil personas en el planeta.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!