La Corte Suprema de Justicia de la Nación aprobó la reforma conocida como “Sin voto no hay dinero”, que fue presentada por el diputado Pedro kumamoto. La misma había ya sido aprobada por el Congreso de Jalisco el 1 de junio, pero necesitaba el visto bueno de la Corte de Justicia para poder ser considerada constitucional.

La reforma “Sin votos no hay dinero” busca reducir el financiamiento público destinado a los partidos políticos, ahorrando al Estado más del 60 por ciento de los recursos.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Gobierno

La nueva ley entrará en vigor a partir del año 2019. Entre los partidos que no estuvieron de acuerdo con esta reforma están Morena, Verde Ecologista de México y Nueva Alianza.

En detalle, la ley busca modificar el método de distribución de recursos públicos de los partidos políticos, para que el cálculo del financiamiento sea proporcional a la votación que recibe en las elecciones locales o federales. Modificando un artículo de la Constitución y uno de la Ley General de los Partidos políticos – como ha propuesto el diputado Kumamoto -, se ahorrarían más de 2.253.304.202 pesos al año. Los cálculos son ampliamente explicados en la página oficial #SinVotoNoHayDinero. Hoy por hoy, los mexicanos pagan más de 4.530.569.957 de pesos al año a los partidos políticos a través de los fondos públicos.