El presidente de Estados Unidos, Donald Trump asignó a Robert O’Brien como asesor de Seguridad Nacional, en reemplazo del diplomático republicano John Bolton, luego de su abrupta salida la semana pasada, debido a “fuertes desacuerdos” con el mandatario estadounidense.

O’Brien se desempeñó como enviado especial para los Asuntos de Rehenes, en el Departamento de Estado y se convierte en el cuarto asesor en materia de Seguridad Nacional en el transcurso del Gobierno de Trump, luego de otros tres asesores, entre ellos: Bolton, Herbert Raymond McMaster y Michael Thomas Flynn.

El nuevo asesor de Seguridad Nacional también trabajó para los Gobiernos de los expresidentes estadounidenses, Barack Obama y George W. Bush.

Este cargo, como asesor de Seguridad Nacional del Gobierno de EEUU, no requiere la confirmación o aprobación de parte del Congreso.

Con respecto a esta reciente designación de un cargo gubernamental en el equipo de Gobierno, Trump envió un mensaje en las redes sociales, en el cual señala: “he trabajado durante un largo y tendido tiempo con Robert. Sin duda, ¡realizará un gran trabajo!, dijo el magnate al anunciar la designación del abogado O'Brien.

Bolton se despide del Gobierno de Trump

Bolton fue obligado a abandonar el cargo como asesor de Seguridad Nacional debido principalmente a diferencias con el presidente, en relación a las problemáticas existentes con Venezuela y Corea del Norte.

La trayectoria laboral de O’Brien

El nuevo asesor de la presidencia de Trump tiene una larga experiencia laboral, con relación a cargos vinculados directamente con el ámbito gubernamental de EEUU.

O’Brien fue comandante en la Reserva del Ejército de EEUU. Durante el Gobierno de Bush, en el año 2005, fue representante ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, ONU, durante este tiempo desempeñó labores conjuntamente con Bolton, quien en ese momento era embajador.

O’Brien trabajó con las exsecretarias de Estado, Hillary Clinton y Condoleezza Rice, ejerciendo el cargo de copresidente de la Alianza Público-Privada, del Departamento de Estado, dirigida a trabajar para lograr la reforma de la justicia en Afganistán.

O’Brien se desempeñó asesorando a familiares de estadounidenses que han sido capturados en el extranjero, específicamente en temas como las políticas de recuperación de rehenes. Algunos medios de comunicación de Estados Unidos señalan que O’Brien logró impresionar al presidente Trump por sus ágiles habilidades de negociación.

O’Brien era el socio a cargo de las oficinas en California de Arent Fox LLP, un bufete de abogados nacional, que bajo el liderazgo de O’Brien creció más rápido que cualquier otro bufete de abogados, de acuerdo al diario Los Ángeles Business Journal.

Ha representado al Dr. Buzz Aldrin en varios casos de alto perfil a la República Democrática de Timor-Leste en los procedimientos iniciados por ConocoPhillips.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump asignó a Robert O’Brien como asesor de Seguridad Nacional, en reemplazo del diplomático republicano John Bolton, luego de su abrupta salida la semana pasada, debido a “fuertes desacuerdos” con el mandatario estadounidense.

O’Brien se desempeñó como enviado especial para los asuntos de rehenes, en el Departamento de Estado y se convierte en el cuarto asesor en materia de Seguridad Nacional en el transcurso del Gobierno de Trump, luego de otros tres asesores, entre ellos: Bolton, Herbert Raymond McMaster y Michael Thomas Flynn.

El nuevo asesor de Seguridad Nacional también trabajó para los Gobiernos de los expresidentes estadounidenses, Barack Obama y George W. Bush. Este cargo, como asesor de Seguridad Nacional del Gobierno de EEUU, no requiere la confirmación o aprobación de parte del Congreso.

Con respecto a esta reciente designación de un cargo gubernamental en el equipo de Gobierno, Trump envió un mensaje en las redes sociales, en el cual señala: “he trabajado durante un largo y tendido tiempo con Robert. Sin duda, ¡realizará un gran trabajo!, dijo el magnate al anunciar la designación del abogado O’Brien.

John Bolton se despide el Gobierno de Trump

Bolton fue obligado a abandonar el cargo como asesor de Seguridad Nacional debido principalmente a diferencias con el presidente, en relación a las problemáticas existentes con Venezuela y Corea del Norte.

La trayectoria profesional de O’Brien

El nuevo asesor de la presidencia de Trump tiene una larga experiencia laboral, con relación a cargos vinculados directamente con el ámbito gubernamental de EEUU. O’Brien fue comandante en la Reserva del Ejército de EEUU. Durante el Gobierno de Bush, en el año 2005, fue representante ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, ONU, durante este tiempo desempeñó labores conjuntamente con Bolton, quien en ese momento era embajador.

O’Brien trabajó con las exsecretarias de Estado, Hillary Clinton y Condoleezza Rice, ejerciendo el cargo de copresidente de la Alianza Público-Privada, del Departamento de Estado, dirigida a trabajar para lograr la reforma de la justicia en Afganistán.

O’Brien se desempeñó asesorando a familiares de estadounidenses que han sido capturados en el extranjero, específicamente en temas como las políticas de recuperación de rehenes. Algunos medios de comunicación de Estados Unidos señalan que O’Brien logró impresionar al presidente Trump por sus ágiles habilidades de negociación.

O’Brien era el socio a cargo de las oficinas en California de Arent Fox LLP, un bufete de abogados nacional, que bajo el liderazgo de O’Brien creció más rápido que cualquier otro bufete de abogados, de acuerdo al diario Los Ángeles Business Journal. Ha representado al Dr. Buzz Aldrin en varios casos de alto perfil a la República Democrática de Timor-Leste en los procedimientos iniciados por ConocoPhillips.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más