El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, celebró la revocación del mandato presidencial aprobada el martes de esta semana y dijo que es una oportunidad, para que grupos opositores se reorganicen y puedan convocar al cambio de Gobierno en el 2021.

En el Palacio Nacional, AMLO mostró estar conforme, “porque el Congreso de México aprobó dos de sus iniciativas”, entre ellas la revocación del mandato presidencial y la tipificación de facturas, como delincuencia organizada.

En relación a la revocación del mandato, que despertó críticas y dudas en la oposición por la posibilidad de ser utilizada como un instrumento para su reelección, López Obrador se defendió alegando que “no entiendo como los conservadores se oponen a una figura, que en su opinión, es democrática y también participativa”.

AMLO agregó que “los conservadores siempre se distinguen debido a la hipocresía y al doble discurso, además piensan que somos todos como ellos y que esto se hace para buscar la reelección”.

“Es todo lo opuesto, porque es darles la oportunidad a los grupos opositores, es un acto democrático para que dentro de tres años puedan realizar una convocatoria legal al cambio de Gobierno”. “Se deben articular como lo que son, una reacción de conservadores, que se organicen y ayuden también a obtener las firmas y a votar”.

AMLO opinó sobre el contenido de la minuta de la revocación de mandato presidencial que aprobó el Senado y que deberá ser discutida ahora en la Cámara de Diputados, el mandatario dijo que “se le impidió convocar a la consulta de revocación, pero no se le prohibió impedir llamar a las personas a organizarse y cumplir con el porcentaje de las firmas requeridas”.

El presidente mexicano declaró que “No quieren que quien convoque sea el presidente, pero no se me está impidiendo que sea yo quien llame a los ciudadanos para que ejerzan este derecho y que se organicen, para que reúnan las firmas y también se realice la consulta”.

El presidente mexicano criticó algunos aspectos de la revocatoria aprobada por el Senado

ALMO manifestó su descontento, sobre la fecha prevista para la consulta aprobada, así como también con el umbral de las firmas, junto al porcentaje de la participación requerido.

En su opinión, se le debieron otorgar más facilidades, “como el 3% de padrón o de los ciudadanos, se debió reducir el porcentaje”. Aproximadamente “son 2 millones 500 mil ciudadanos que deberán firmar, pero debieron poner las condiciones más fáciles para reunir las firmas”.

Por otra parte, el mandatario también criticó el porcentaje de participación para que esta consulta tenga validez y aplique. “Creo que se está solicitando el 40% de participación, pero debieron bajarle un poco”.

AMLO prometió no utilizar la revocatoria como un mecanismo de reelección presidencial

Finalmente, López Obrador celebró, en general, la aprobación realizada por el Senado de revocación del mandato, figura sobre la cual se comprometió a no utilizarla para promocionar su reelección presidencial en el 2024.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más