El presidente de Estados Unidos, Joe Biden está evaluando la conveniencia de mantener un salario mínimo nacional de, al menos, 15 dólares la hora de Trabajo. Este ajuste salarial forma parte de su paquete de estímulos económicos ante el coronavirus que alcanza la cifra de 1.9 billones de dólares y que planea ejecutar este año 2021.

Sin embargo, la propuesta de ajuste salarial no ha sido bien recibida por los senadores del partido republicano, quienes se oponen al plan, tras considerar que afectará la estabilidad económica de las empresas y compañía pertenecientes al sector privado, y muy probablemente comenzarán a despedir a sus trabajadores.

Por otra parte, el mandatario estadounidense Biden deberán equilibrar los beneficios que supone el aumento del salario con los peligros de perder el apoyo en el Congreso al plan de ayuda económica, que necesita desesperadamente aplicar pronto para ayudar a la población de clase social baja y media en Estados Unidos, ante los fuertes problemas socio-económicos que enfrentan por la pandemia.

Biden manifestó su respaldo en el salario mínimo de 15 dólares por hora, cuando estaba en plena campaña por la presidencia de EEUU. Los progresistas lo instan a mantener esta propuesta en el amplo paquete de ayuda Covid, que incluye otra ronda de pagos directos para los contribuyentes de EEUU.

Los republicanos se oponen a un aumento salarial, alegan que muchas empresas están en crisis

Pero los legisladores republicanos favorables a las empresas del sector privado, se oponen al aumento salarial durante el actual período de recesión económica. Consideran que este no es el momento más oportuno, porque se debe alentar financieramente a los empresarios en medio de la grave crisis que están padeciendo a causa del confinamiento y la caída en las ventas y comercialización de servicios.

Por otra parte, miembros de la oposición republicana alegan que no está bien incluir medidas de este tipo, porque no están relacionadas directamente con la pandemia de coronavirus. Advirtieron que incluir un aumento del salario en el paquete de ayuda COVID podría convertirse una ‘píldora venenosa’, que los instaría votar definitivamente en contra de todo el plan.

Al respecto, el legislador Tom Reed, explicó que mientras más elementos no relacionados con la pandemia sean agregados al plan de ayuda, Biden podría arriesgar la credibilidad hacia él, de parte del pueblo de Estados Unidos, porque dudarán sobre su sinceridad sobre la crisis. Por su parte, la senadora Lisa Murkowski, opinó que un salario de 15 dólares por hora podría complicar la medida de alivio.

En caso de que la mayoría de los legisladores republicanos votaran en contra del paquete de ayuda Covid, los 50 demócratas también tendrían que apoyar este rechazo. Adicionalmente, también se requerirá la aprobación del parlamentario para poder utilizar un mecanismo a nivel del legislativo llamado reconciliación.

Mientras, el senador Bernie Sanders, afirmó que eso es exactamente lo que deben hacer los demócratas, tras recordar que el Partido Republicano utilizó una maniobra deshonesta para otorgar recortes de impuestos a los estadounidenses más ricos y un esfuerzo fallido para acabar con Obamacare.

"Creo que podemos usar la reconciliación para proteger las necesidades de las familias trabajadoras”, dijo Sanders.

El senador, Chuck Schumer, informó que el Senado empezará a trabajar durante próxima semana para que se apruebe el proyecto de ley de ayuda Covid-19, mediante el proceso de reconciliación. Espera que esta propuesta finalmente avance el próximo mes de marzo, sin embargo, admite que ese objetivo será más difícil de obtener, sin el apoyo oportuno de miembros del Partido Republicano.

Actualmente el salario mínimo en Estados Unidos es de 7.25 dólares, el cual se mantiene vigente desde el año 2009. Y frente a la actual crisis económica, muchos hogares de EEUU enfrentan serio problemas financieros.

Un aumento de salario podría provocar que los empresarios despidan a más trabajadores

Mientras tanto, algunos legisladores opositores argumentan que un gran incremento en el salario mínimo de los trabajadores estadounidenses, provocaría que muchos empleadores deban reducir la cantidad de empleados que tienen en sus nóminas.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!