Un bombero del estado de Florida está siendo investigado por su presunta participación en el asalto al Capitolio por parte de simpatizantes republicanos del presidente Donald Trump este 6 de enero, mientras se realizaba el proceso de certificación del mandatario demócrata, Joe Biden, quien asumirá el cargo presidencial el próximo 20 de enero.

Autoridades del Departamento de Bomberos de Sanford, situado al norte de Orlando, en el centro del estado de Florida, anunciaron el comienzo de esta investigación este viernes, la cual se realiza tomando como base una foto en que se observa al bombero Andy Williams, dentro de las instalaciones del Capitolio usando una gorra en apoyo a presidente Trump.

El Departamento de Bomberos de Sanford informó por medio de un comunicado que “estamos al tanto y el bombero es uno de los empleados de esta institución”.

El bombero Andy Williams aparece en una foto en la puerta de la oficina de Pelosi

Por otra parte, el bombero Andy Williams, quien tiene cuatro años trabajando en la institución de Sandford, aparece en una foto durante los disturbios en la puerta de la oficina de la líder demócrata, Nancy Pelosi.

Esta oficina sufrió acciones vandálicas durante las violentas de protesta, mientras otras imágenes revelaron la presencia de personas alborotadoras, que permanecían sentadas en su escritorio.

Por otra parte, otro hombre con barba que usaba un gorro de lana en apoyo a Trump aparece en una foto trasladando un objeto, que parecía el atril que pertenece a Pelosi.

Ron DeSantis, gobernador del estado de la Florida y también aliado político del presidente Trump, condenó las protestas violentas este jueves y señaló que las personas responsables deben ser “sancionados fuertemente”.

DeSantis busca que estos hechos no ocurran en Florida

El gobernador republicano aprovechó este momento para promover una polémica ley antidisturbios que él mismo propuso el pasado mes de septiembre, tras las protestas realizadas por el movimiento liberal “Black Lives Matters” (Las vidas de los afroamericanos importan).

Sobre los fuertes enfrentamientos durante al asalto al Capitolio estadounidense, DeSantis, dijo que estas acciones eran “inaceptables”, mientras evadió mencionar al culpable de los hechos ocurridos en la Casa Blanca. Adicionalmente, afirmó que la iniciativa de su Gobierno en antidisturbios evitará que acontecimientos similares puedan ocurrir en el estado de Florida.

La iniciativa del gobernador tiene como objetivo imponer sanciones a los delitos graves a cualquier ciudadano que realice acciones que dañen la propiedad, origine lesiones o destruya cualquier propiedad pública durante manifestaciones de protesta.

Al respecto, DeSantis anunció que espera que exista más apoyo para su legislación, que está dirigida a controlar los efectos devastadores que pudieran ocasionarse durante protestas públicas.

DeSantis enfatizó que “la gente puede tener sólidas opiniones, sentirse decepcionado de los resultados de una elección o de lo que sea, pero no pueden simplemente entrar y realizar saqueos a sitios públicos como este”, refiriéndose al Capitolio.

El gobernador de Florida agregó que “no importa bajo que movimiento se encuentre la gente, la violencia está muy mal, el desorden y los disturbios están mal.

Y no lo vamos a tolerar en el estado de la Florida”.

Las violentas manifestaciones ocurridas en el Capitolio dejaron cinco fallecidos, entre ellos una mujer militar de San Diego, quien perdió la vida por heridas de bala y aproximadamente cincuenta heridos.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!