Durante el primer día de su mandato, el presidente estadounidense, Joe Biden, envió al Congreso el proyecto de ley de la reforma migratoria, decisión que fue recibida con entusiasmo por grupos de activistas de defensa de los inmigrantes y legisladores del Caucus Hispano, que está integrado solamente por congresistas demócratas.

El Caucus Hispano actualmente trabaja de manera activa con Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes y con Chuck Schumer, jefe de la mayoría demócrata del Senado, conjuntamente con el presidente Biden para poder asegurar que la reforma migratoria se apruebe en esta sesión del Congreso de EEUU; señaló Raúl Ruiz, presidente del bloque legislativo y demócrata del estado de California.

Pese a los esfuerzos de varios Gobiernos aún existen casi 11 millones de indocumentados en EUA

El sistema de inmigración estadounidense está pasando por más dificultades y en EEUU existen, al menos, 11 millones de ciudadanos extranjeros ilegales. Frente a esta problemática, ni los Gobiernos demócratas, ni republicanos, ni las transformaciones de mayorías en el Congreso, han sido capaces de aplicar una reforma de carácter integral.

En el año 2013 se realizó el intento más reciente, durante el mandato de Obama, bajo la iniciativa de cuatro senadores demócratas, junto a cuatro republicanos. En ese año, el Senado aprobó una ley en materia de seguridad fronteriza y de modernización del sistema migratorio.

En ese entonces, la Cámara de Representantes, tenía una mayoría republicana, la cual no votó esta legislación y la misma expiró al término de la sesión legislativa.

Entre los años, 2017 y 2021, la presidencia de Trump estuvo marcada por un discurso retórico xenófobo, la restricción del asilo, la separación de familias de migrantes, la detención de personas indocumentadas a la espera de deportación y la finalización del programa DACA, Acción Diferida para los Llegados en la Infancia, el cual quedó en suspenso en la Corte Suprema.

Plan de migración de Biden podría abrir una nueva senda para los indocumentados en EEUU

Al respecto, Janet Murguía, presidenta de UnidosUS, dijo que los anuncios realizados hoy sobre las acciones ejecutivas y legislativas reconocen una necesidad que ha sido largamente postergada, dirigida a abrir una senda a la ciudadanía para los casi, 11 millones de indocumentados, que han contribuido con la nación y con nuestras comunidades por largo tiempo.

Murguía dijo que “se han marcado el propósito y el tono para los próximos cuatro años”. Celebró esta visión, la cual consideró como nueva y audaz para el ámbito de la política migratoria. “La tarea nuestra recién está comenzando y trabajaremos con las autoridades gubernamentales de Biden en los siguientes 100 días y mucho más allá para que este plan pueda convertirse en una ley para el país y nuestras comunidades.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!