Aún cuando la manera que tiene cada persona de satisfacer sus necesidades nutricionales varía mucho en espacio y tiempo, el organismo humano siempre llega a un "balance energético": por un lado están los gastos y, por el otro, las entradas. Esa compensación entre lo que come el individuo y lo que gasta, a través de las actividades físicas que realiza durante el día, permite al cuerpo humano mantenerse en forma y no padecer sobrepeso o extrema delgadez.

Las investigaciones científicas publicadas por Leone Bérard, en la Guía de la #Salud, "Estar Bien Sentirse Bien", señalan que durante el proceso de alimentación, desde siglos atrás, se conoce lo que ocurre cuando la columna de gastos supera la de las entradas: se empiezan a gastar las reservas, o sea la grasa; luego se compromete el "capital"; la masa muscular se agota, comienza la descalcificación y se desajustan los sistemas glandulares.

Es cuando el organismo comienza a fallar y puede sobrevenir la muerte.

Pero, sin duda, por primera vez en la historia, el hombre ha podido comprobar los inconvenientes de un exceso de entradas sobre los gastos. En los países desarrollados, las enfermedades de la #Nutrición, ya no se deben a la carencia - es decir a la ausencia de algún nutriente en la alimentación - sino a los excesos, a la sobrealimentación, que también trae consecuencias graves para la salud.

Nutrición

Con frecuencia los términos alimentación y nutrición se confunden. A pesar de estar íntimamente ligados, representan realidades muy diferentes. La nutrición se realiza en el interior del organismo y comienza con la digestión, que transforma el alimento en sustancias asimilables, sigue con la absorción de éstas, continúa con los metabolismos que dirigen sus posibles transformaciones, la elaboración de materia viva, la producción de energía y abarca también la eliminación de residuos.

Esta función escapa a la conciencia, es decir, a la voluntad.

El metabolismo, (literalmente "transformación") es una reacción bioquímica que tiene lugar en las células; incluye dos tipos de reacciones simultáneas. La primera de ellas, el catabolismo también considerada como la destrucción, es la degradación de moléculas [VIDEO] complejas, que pertenecen generalmente a los tejidos en elementos simples; y el anabolismo o construcción, que es la formación de moléculas complejas, a partir de moléculas simples (nutrimentos o resultados del catabolismo); simultáneamente, casi siempre hay producción de energía.

Alimentación

La alimentación es un acto consciente; es la forma como el individuo lleva a su organismo las sustancias necesarias para su nutrición, mediante la selección y la preparación de los alimentos. El buen conocimiento de las necesidades condiciona la buena elección y, por lo tanto, una nutrición correcta. #Ciencia