La gimnasia de la tercera edad mejora las condiciones de la #Salud, favoreciendo el mantenimiento de los músculos y las articulaciones en las personas mayores, las cuales por lo general sufren dolencias en esta etapa de la vida, al igual que ofrece beneficios en el área cardiovascular. La práctica razonable de gimnasia en la tercera edad también es beneficiosa en la cultura física y si se realiza al aire libre tiene efectos más alentadores, por las ventajas que significa el contacto con los rayos solares y otros elementos de la naturaleza.

La práctica de ejercicios suaves de gimnasia a estas edades debe ser coordinada por un instructor profesional, por su conocimiento de los movimientos apropiados para la tercera edad, la cual por lo general y de acuerdo a las normas de cada país, se inicia en la mujer a los 55 años y en los hombres a los 60.

Los ejercicios de gimnasia [VIDEO]permiten envejecer mejor, con más optimismo y con el beneficio de la socialización, que implica la realización de deportes en grupo.

Investigaciones científicas ciertamente revelan que todos los organismos envejecen, bien sean humanos, animales o vegetales, hecho que es considerado como una “ley de la naturaleza”. Sobre este tema, la Guía para la Salud, “Estar Bien Sentirse Bien”, en su tomo “El Ser Humano Ejercicio Físico” afirma que “el envejecimiento no tiene el mismo aspecto en cada uno, y el conocimiento de sus mecanismos permite, si no retardarlo, por lo menos hacerlo más tolerable y menos deteriorante. Aquí juega un rol importante la realización de deportes, como la gimnasia suave, por las valiosas ventajas que ofrece a las personas mayores que la practican con regularidad, es decir, al menos unas tres veces semanales.

Las sesiones de gimnasia para la tercera edad [VIDEO]no deben ser demasiado largas, una media hora es suficiente y los ejercicios supervisados por los instructores, deben estar separados por períodos de descanso suficientes para una óptima recuperación del cuerpo. Igualmente, aspectos como el ritmo y la ejecución deben ser lentos y estar atentos de suspenderse ante la aparición repentina de cualquier dolor, fatiga anormal o agotamiento. Por otra parte, es aconsejable evitar los estiramientos demasiado fuertes o las cargas muy pesadas. Entre los objetivos de estas rutinas de ejercicios de gimnasia - adecuados para las personas mayores - se encuentran el interés en mantener una buena flexibilidad articular y un buen tono muscular.

¿Cómo pueden practicar gimnasia las personas mayores?

Los ejercicios de gimnasia para la tercera edad deben tener en cuenta la progresión y regularidad en la ejecución de los movimientos. Todas las sesiones que supervisa en entrenador deben finalizar con un período de relajación, de 5 a 10 minutos, acostado sobre la espalda, en un sitio cómodo, tranquilo, bien ventilado y respirando lenta y profundamente.

En cuanto al pulso, luego de la realización de los ejercicios, éste debe volver a bajar a menos de 100 pulsaciones por minuto después de la sesión de relajación, de lo contrario debe prolongarse hasta lograr este indicador. #Deporte