El deporte mejora el aspecto físico de las personas, pero también tiene repercusiones psicológicas que, tal vez, puedan ser menos evidentes, pero indiscutibles. Básicamente, todo ejercicio deportivo favorece, en primer lugar, aspectos relacionados con la autoestima, el bienestar, el optimismo y el equilibrio emocional.

Los investigadores en medicina deportiva señalan que todo ejercicio estimula una toma de conciencia en las personas de su propio cuerpo. Se adquiere una confianza en sí mismo, una mentalidad competitiva que se generaliza en todos los campos, inclusive en el plano profesional, lo cual se traduce en una mejor eficacia.

Los expertos señalan que el deporte cultiva la voluntad y elimina la agresividad. Su práctica regular ayuda a las personas a encontrar un factor de equilibrio y de plenitud, especialmente en los jóvenes y quienes tengan caracteres tímidos o concentrados. Realizar ejercicios deportivos es un antídoto contra el estrés, cuya responsabilidad en la arterioesclerosis es altamente reconocida por los especialistas a nivel mundial.

El deporte y sus múltiples beneficios

El deporte no es una cosa innata, porque la competencia exige perseverancia y un análisis permanente.

El deporte enseña la humildad y amor por la naturaleza, especialmente cuando se realiza en escenarios naturales como la montaña o el mar. Igualmente, realizar deportes enseña a valorar y comprender el respeto hacia los demás, desarrollando el espíritu de grupo y la sociabilidad. También es evasión, expansión y olvido de lo cotidiano, además, las prácticas deportivas regulares ayudan a las personas a liberar ciertas fatigas psicológicas.

El trabajo muscular, que propicia una mejor circulación sanguínea y oxigenación en todos los órganos, también estimula la irritación cerebral.

Esta mejor oxigenación de nuestras células cerebrales conduce a una activación del siquismo y de las facultades intelectuales.

El deporte es una motivación psicológica importante, que permite al individuo reducir el consumo excesivo de tabaco, de bebidas alcohólicas, una alimentación demasiado abundante o múltiples medicamentos.

El deporte es eficaz para vencer al sedentarismo, especialmente en las sociedades modernas

Los especialistas en medicina deportiva consideran que, el deporte simplemente a costa de sudar, de cansancio y de sano agotamiento desarrolla armónicamente el cuerpo y lo equilibra, en los planos físico y psicológico.

Estimula todas las grandes funciones del organismo y constituye un medio de lucha contra el sedentarismo, el cual es un verdadero flagelo en las sociedades modernas.

Practicado regularmente y con prudencia, innegablemente el deporte permite administrar mejor “el capital de la Salud”. Algunos médicos prescriben ahora el deporte a sus pacientes, el cual podría figurar en los récipes médicos, por la misma razón que los medicamentos. Una práctica deportiva regular, junto con el descanso y el placer, es el mejor remedio para luchar contra el sedentarismo y, por consiguiente, para asegurar un verdadero bienestar físico.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más