El insomnio, considerado como la ausencia de sueño durante las horas nocturnas, es una causa y síntoma del estado depresivo en la mayoría de los pacientes. Esta relación suscitó el interés de los psiquiatras en la década de los años 40, y tras una serie de experimentos médicos realizados con pacientes afectados de depresión; se determinó que las dificultades para dormirse están estrechamente relacionadas con los cuadros depresivos.

Los estudios científicos relacionados con el insomnio y las gráficas de algunos electroencefalogramas, evidencian que el sueño de los pacientes depresivos tiene una proporción insólita de fases ligeras. Poco a poco, se fue imponiendo la idea de que lejos de ser solo uno de los principales síntomas del estado depresivo, el insomnio desempeña un papel principal en la iniciación de estos cuadros anímicos.

Paralelamente, se estudiaron las correspondencias entre las perturbaciones del sueño y los diferentes estados evolutivos de una enfermedad mental en particular.

Las alteraciones del sueño en pacientes deprimidos

Los investigadores comprobaron que los sujetos afectados de psicosis maníaco-depresiva podrían presentar, durante largos meses, un exceso de sueño seguido de períodos de insomnio crónico. Gradualmente, se llegó a establecer un cuadro de la evolución de los problemas del sueño, en relación con las dificultades y los problemas menores, con un principio de depresión o el proceso que conduce a la manía.

Los estudios médicos revelan que los deprimidos tienen, a veces, una duración del sueño perfectamente normal, pero muchos otros sufren de insomnio. Los doctores deben ser cautelosos con los pacientes depresivos, porque corren el riesgo de agravar el desequilibrio psíquico de su enfermo, al prescribir un hipnótico inadecuado.

El sueño 'paradójico' y su relación con la depresión

Los avances farmacológicos en muchas naciones permitieron descubrir que algunas sustancias medicinales mejoraban todo el estado depresivo, mediante una acción específica sobre el sueño: especialmente al disminuir el sueño “paradójico” o al suprimirlo.

Los análisis científicos mostraron que si se aísla del mundo exterior a estos individuos depresivos y se les somete a dormir sin sueño con neurolépticos, se llega a estabilizar su estado de ánimo.

Ciertos investigadores sugieren que la depresión tendría como causa la incapacidad de integrar las tristezas y preocupaciones de la vida gracias a los sueños, que surgen durante la fase paradójica. Por este motivo, los doctores se esmeran en ayudar a controlar las fases del sueño en los pacientes con depresión, para ayudarlos a descansar mejor y a superar esta enfermedad.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más