El Gobierno de China construyó un nuevo hospital en 10 días en Wuhan, con la finalidad de atender la emergencia sanitaria que enfrenta esta nación asiática, como consecuencia del brote del Coronavirus, que hasta ahora ha dejado aproximadamente 362 víctimas mortales y más de 17 mil ciudadanos infectados. El centro hospitalario cuenta con mil camas para atender a los pacientes y mil 400 médicos de las Fuerzas Armadas.

Con el propósito de enfrentar el brote de Coronavirus, autoridades gubernamentales de China enviaron equipamiento médico, inyectaron capitales en los mercados financieros e incrementaron las restricciones de movimiento a sus pobladores, bajo medidas estrictas que fueron aprobadas este lunes, con la finalidad de detener la propagación del Coronavirus.

Reportes emitidos por Beijing señalan que actualmente se registran 361 pacientes fallecidos por el Coronavirus y - en las últimas 24 horas - se han registrado 2 mil 829 nuevas personas contagiadas, cifra que elevó a 17 mil 205 los casos. Mientras tanto, los Gobiernos de otros países continúan evacuando a sus ciudadanos que se encuentran en la provincia de Hubei, considerada como la más afectada y en sus terminales aéreos y marítimos se restringe el ingreso de viajeros provenientes de China.

El número de pacientes contagiados por Coronavirus podría aumentar en China

Por su parte, la Organización Mundial de la Salud, OMS, informó que el número de pacientes aumentará, debido a la existencia de pruebas médicas pendientes de miles de pacientes. En la provincia de Hubei se detuvo el reinicio del año escolar, con la finalidad de impedir la propagación del Coronavirus en esta región asiática.

El Gobierno de China tiene prevista la instalación de un segundo hospital, que dispondrá de mil 500 camas en el trascurso de pocos días.

Las restricciones sanitarias se han endurecido en el país. En una ciudad asiática está permitido que solo un miembro de cada familia saliera a comprar suministros únicamente cada dos días.

Nuevas instalaciones sanitarias prefabricadas mejorarán atención médica en Wuhan

El Ejército de Liberación Popular arribó a la capital de Wuhan para prestar ayuda a los empleados de sanidad y comenzar a gestionar un nuevo centro hospitalario, ubicado específicamente en una región rural, alejada del centro de la ciudad.

Los pacientes comenzaron a ser hospitalizados en unidades prefabricadas, las cuales disponían de equipos médicos y novedosos sistemas de ventilación.

Zhong Nanshan, epidemiólogo chino, señaló que para prevenir los contagios es necesario habilitar un espacio adicional.

Zhong agregó que “la falta de habitaciones para atender a los pacientes ha obligado a los enfermos a regresar a sus casas, una medida extremadamente peligrosa. De manera que tener camas adicionales es una gran mejoría”.

El epidemiólogo representó un rol importante, cuando China logró recuperarse del brote de SARS de 2002/2003. El SARS es un Coronavirus perteneciente a la misma familia del actual patógeno.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!