Han surgido informes de al menos dos casos humanos de Peste Negra en el noreste de China, lo que ha provocado que se advierta a los turistas que se mantengan alejados del área y eviten el contacto con animales salvajes.

Autoridades de la Organización Mundial de la Salud dicen que la peste bubónica no es considerada de alto riesgo

Pero en un comunicado de prensa, la portavoz de la OMS, Margaret Harris, dijo que estaban monitoreando los brotes en China, que los observaban de cerca y en asociación con las autoridades chinas y las autoridades mongolas. Pero además agregó que en este momento no lo estaba considerando de alto riesgo, pero que lo estaban observando y monitoreando cuidadosamente.

Y agregó que la enfermedad actualmente se estaba manejando bien. Pero la OMS ha enfrentado críticas antes por su respuesta tardía a la pandemia de COVID-19 que hasta ahora ha matado a 552.112 personas en todo el mundo, según cifras de Worldometer.

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, acusó al organismo de Salud de haber retrasado su respuesta al brote de virus como parte de sus pasos para eliminar oficialmente a los Estados Unidos de la organización.

De hecho, la OMS no declaró que el coronavirus fuera una pandemia hasta el 11 de marzo, más de dos meses después de que fueron alertados por primera vez del virus.

El periódico surcoreano Hankyung informó hoy que se ha encontrado un número creciente de bacterias de peste bubónica en múltiples áreas del noreste de China.

Y esta semana, se entiende que las autoridades de Mongolia Interior han cerrado varios puntos turísticos después de que se confirmó un caso en la ciudad de Bayannur. Se entiende que el paciente está en aislamiento hospitalario y está siendo tratado en una condición estable, según la agencia estatal de noticias Xinhua.

Autoridades chichas han emitidos sólo alertas tempranas previniendo un brote de Peste Negra

Como resultado, las autoridades han emitido una advertencia de "gravedad comparativa", la segunda de las cuatro etapas de alerta temprana, en preparación para un posible brote adicional.

El ex periodista surcoreano Dong Yon Kim escribió en Twitter: “La OMS dijo 'no hay que preocuparse'.

¿Es esta la misma confirmación y patrón que antes?

Y otros observadores escribieron: "Eso es lo que todos dijeron sobre COVID-19".

La OMS describe la peste como una enfermedad infecciosa causada por la bacteria Yersinia Pestis que generalmente está presente en pequeños mamíferos y sus pulgas. La Organización agrega que los humanos pueden contraer la enfermedad si son picados por estas pulgas, así como por el contacto directo con materiales que han sido afectados o incluso al respirarla.

En términos de gravedad, la OMS afirma que el 30 por ciento de las personas que contraen la enfermedad morirán; si no se trata, esta proporción aumenta al 100 por ciento. Esta plaga fue responsable de la pandemia de la Muerte Negra que causó más de 50 millones de muertes en Europa en el siglo XIII.

En los últimos años, también se han descubierto casos de peste bubónica en la República Democrática del Congo y Madagascar.

Algunos observadores han señalado que la enfermedad ocurre naturalmente en la población de marmotas de Mongolia Interior.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!