El primer cargamento de la vacuna COVID-19 llegó a México el miércoles 23 de diciembre, lo que llevó al ministro de Relaciones Exteriores de México a declarar "el comienzo del fin de esta pandemia". "Es cierto que todavía enfrentamos una tremenda pandemia, pero hoy es el principio del fin", dijo el canciller Marcelo Ebrard.

El envío de la vacuna Pfizer-BioNTech, fue trasladado a México desde Bélgica

Un total de 1.4 millones de dosis, de las 34.4 millones de vacunas adquiridas, llegaron en el primer lote en medio de informes de los medios mexicanos de que solo contenía 3,000. Pero el Gobierno no respondió de inmediato a las solicitudes para explicar dichos comentarios.

Los trabajadores de la salud serán los primeros en vacunarse

México comenzará a vacunar a los trabajadores de la Salud contra el COVID-19 el jueves 24 de diciembre, mientras el gobierno lucha contra un fuerte aumento de infecciones que ha puesto a los hospitales bajo una inmensa presión. Las personas mayores y las personas con enfermedades crónicas serán las próximas en la fila para recibir las vacunas contra el coronavirus.

Se informó que este cargamento que llegó a nuestro país a las 9:01 de la mañana, en un vuelo de DHL donde el personal de tierra descargó los primeros lotes de vacunas ultrafrías producidas por Pfizer y BioNTech que serán resgaurdados en un lugar secreto y estarán protegidos por las Fuerzas Armadas, así lo dio a conocer esta mañana el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell.

A la llegada del cargamento se llevó a cabo una conferencia de prensa, donde Martha Delgado, subsecretaria para Asuntos Multilaterales y Derechos Humanos de la Cancillería, mencionó que con este cargamento de vacunas, México se encuentra al nivel de los países más desarrollados pues somos el primer país de Américal Latina en contar ya con las vacunas y de los 10 primeros que arrancan su programa de vacunación a nivel mundial.

Pfizer, hizo saber que el equipo de contenedores donde se encuentran las vacunas cuentan con una tecnología avanzada para garantizar que estas se mantengan en estado óptimo pues cada uno contiene sensores y chips que monitorean la temperatura y su geolocalización en busca de que cada una llegue en las condiciones idóneas y a las autoridades correctas.

El presidente Andrés Manuel López Obrador, mencionó que se encargaría de presionar para que la vacuna sea utilizada en áreas adicionales, ya que dentro del gobierno se busca poder tener acceso a todos los empleados de la salud de casi mil hospitales que atienden a pacientes infectados de COVID en todo el país. Y tal como se anunció la semana pasada, las personas de la tercera edad y los pacientes con enfermedades crónicas serán los próximaos en recibir la vacuna.

Hasta el momento, México ha registrado un total de 1.3 millones de personas enfermas de coronavirus y casi 120 mil muertes debido a la enfermedad, la cuarta cifra más alta de muertes en todo el mundo.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!