En más de una ocasión a lo largo de toda la serie, #Hinata conocida como la princesa Byakugan, ha tratado de salvar a #Naruto de las situaciones de peligro, donde se involucra desde el primer momento en contra del líder de la organización [VIDEO]Akatsuki (Pain). Fue capaz de intervenir y confesar sus sentimientos, hasta un momento completamente olvidado, ya que solamente se relega a la novela escrita de #Boruto la película, que por supuesto fue realizada por el mismo autor, que hoy realiza la historia del manga. Básicamente Hinata nuevamente hace un acto heroico, al mismo tiempo desmedido, pero amoroso por salvar a su querido Naruto y es que salvaguardar la flama de la aldea de Naruto es algo que, no todos se atreverían a hacer.

El mayor sacrificio de Hinata por Naruto hacia un Dios

Los Dioses Kinshiki y Momoshiki Otsutsuki habían descendido a la tierra y ahora estaban presentándose a los mortales con su enorme poder, claro está que el Hokage Naruto estaba preparado para entrar a la batalla y de hecho retó a estos dos alienígenas a luchar, pero en un momento dado el poder de Momoshiki era tan grande que amenazaba con destruir con toda la vida en la tierra. El Hokage Naruto no estaba dispuesto a dejar herir a todas las personas que le importara, ya que la aldea se había convertido en su familia, un decreto que le había enseñado el tercer Hokage de pequeño. El ataque de Momoshiki era devastador, pero evocando el poder del zorro de las nueve colas, Naruto fue capaz de paralizar este ataque y retenerlo en un pequeño círculo, formado por las 9 colas de Kurama.

Naruto fue capaz de proteger a todos utilizando su chakra a modo de barrera, la explosión no fue amancillada y fue Naruto quien recibió ésta, dejándolo inconsciente en un enorme cráter.

Momoshiki estaba completamente emocionado, [VIDEO]pues pensaba que finalmente había ganado y que habría obtenido el zorro de las nueve colas el Biju con más poder existente, sin embargo una figura se apareció ante él completamente igual, que cuando Pain luchaba contra Naruto. Hinata era la única que separaba a Momoshiki y Naruto dispuesta a proteger a su amado esposo, para que no pudiera llevárselo, en consecuencia, y pese a que Hinata no tenía ninguna posibilidad de acabar con estas dos deidades y en lo que cuenta de un pestañeo, Hinata había sido derrotada una vez más.

Naruto fue secuestrado y llevado por Momoshiki a su planeta para apoderarse del poder del zorro, sin embargo, el recuerdo amoroso que hizo Hinata fue grabado por algunos que estaban presentes aun en ese momento, como Sakura Uchiha.