Yo no acostumbro ver todas las novelas, para que un melodrama me interese tienen que ser muy bien realizadas y no ser "un melodrama más"; ese fue el caso de Caer en Tentación, historia de la que reconozco que la dirección y actuaciones fueron impecablemente magistrales. Me sorprendió el caso de Arath de la Torre que siempre lo había visto en papeles cómicos y ahora personificó a un villano de manera asombrosa. Sobre este gran melodrama quiero ahondar en la originalidad de su final.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Televisión

Impresionante final de Caer en Tentación

Durante los cinco meses de transmisión de la teleserie las tónicas más destacadas fueron dos: la infidelidad y el asesinato de Carolina. Prácticamente fueron los temas que más acapararon la atención del melodrama, incluso durante meses se manejaron en redes sociales encuestas de opinión en las que la gente opinaba sobre la pregunta ¿quién mató a Carolina?

Los cinco meses de transmisión nos mantuvieron al filo de la butaca viendo cómo Carolina traicionaba a su mejor amiga -quien era un pan de Dios- volviéndose la amante de su esposo; y cómo Raquel sufrió tras enterarse después de un fatídico accidente.

Todos imaginábamos que podía ser la suegra de Raquel, quien se mantenía al tanto de todos los amoríos de su hijo; o incluso se llegó a pensar que el primo de Damián por ambición a quedarse con toda su fortuna; también que el propio Santiago, esposo de Carolina, lo había hecho al descubrir la infidelidad de su esposa; también se sospechaba de Vicente, el hermano de Carolina, quien la asesinaría por no seguirle pagando por su silencio.

Pero, ¡oh sorpresa!, resulta que fue la propia Raquel quien mató a la amante de su esposo en un momento de locura, pues padecía de un padecimiento psiquiátrico que le hacía perder la noción de lo que había sucedido después de actuar violentamente. Todos quedamos estupefactos al saberlo, pues Raquel siempre fue el personaje de una mujer humanitaria, alegre y desinteresada, quien era capaz de quitarse el pan de la boca para ayudar a su prójimo, así que la amistad de Carolina la valoró hasta el último día de la historia a pesar de su traición.

Cuando se acerca el desenlace de la telenovela consideran que fue Damián quien accidentalmente mató a Carolina mientras discute con Vicente por la extorsión de la que los estaba haciendo víctimas y dan por cerrado el caso. Y cuando Raquel se encontraba en un lugar paradisiaco con Santiago esperando a que éste le diera el anillo de compromiso para darse otra oportunidad en la vida, ella recuerda todo lo sucedido y descubre que fue ella misma quien asesinó a Carolina, por lo que el dolor tan grande que siente al darse cuenta de que fue capaz de asesinar la desborda y decide ahogarse en el mar.

A mí me parece que el final fue asombroso, pues acaba con los clásicos finales de las novelas rosa, ¿y usted, qué opina?