La primera temporada de “el señor de los cielos” titulada “tan odiado como amado” relata los inicios del narcotraficante Amado Carrillo con el papel protagónico de Rafael Amaya como “Aurelio Casillas” en el que se aprecia a través de la serie televisiva la dedicación como un excelente padre de familia y su entrega total en el negocio del narcotráfico y en el que se evidencia además la influencia política asociada al negocio.

Aurelio Casillas, un hombre lleno de muchos lujos, fortunas, vehículos, propiedades, un sinfín de hermosas mujeres, entre muchas otras características de uno de los narcotraficantes más importante que tuvo México que resaltan en la producción de esta serie, [VIDEO] no solo gozo de buena vida, también padeció de múltiples emociones por perdidas importantes que acarrean el pertenecer a este negocio.

Se caracteriza por ser una persona además de arrogante, una persona decidida y entregada de lleno al negocio del narcotráfico del que sabía que no podía ni quería abandonar jamás y si era de hacerlo le tocaría solo con la muerte ya que en su trayectoria delictiva para ser el mayor de los capos adquirió muchos enemigos [VIDEO]por querer ser siempre el más imponente entre los carteles de la droga en México.

Sinopsis de la primera parte de la serie

Debido a no tomar en cuenta la importancia de mantenerse en un perfil bajo para evitar llamar la atención, Aurelio casillas fue participe de un sinfín de fugas de las autoridades mexicanas, ya que contaba con distintos informantes asociados y lucrados con el negocio con el fin de mantenerse informado de cada procedimiento que implicara su captura para así poder escaparse siempre de cualquier intento de aprehensión por parte de la policía.

En la primera parte de la primera temporada el narcotraficante es interceptado en una de sus propiedades por Marcos Mejía un oficial que sin descansar persigue a Aurelio casillas para aprehenderlo y entregarlo a las autoridades estadounidenses pero este sin contar con la astucia de Aurelio Casillas logra una vez más y entre muchas otras perderse de su radar sin lograr la captura del famoso señor de los cielos.

Aurelio Casillas adquiere enemigos muy poderosos y con mucha influencia en el narcotráfico, entre ellos el cartel de los Robles liderado por los hermanos Isidro, Guadalupe y Mónica Robles quien se encarga de la administración del negocio familiar, mantienen una guerra campal en la que Mónica Robles no solo se ve involucrada por el negocio sino de forma sentimental con Aurelio Casillas a escondida de sus hermanos.

En medio de tantos problemas que atraviesan las dos partes y con el fin de mantener la estabilidad del negocio y para que sea factible para todos, Los Robles y Los Casillas realizan un tratado de paz en el que Aurelio toma ventaja de la situación y en su matrimonio con Ximena la madre de sus tres primeros hijos, formaliza una invitación para Los Robles en uno de sus ranchos para festejar la unión junto a su esposa.

Es en esa oportunidad donde Aurelio Casillas planifica la muerte del líder del cartel de los Robles (Isidro) formándose nuevamente la discordia entre ambas partes en la que Mónica Robles no sabe qué hacer ni de qué lado estar, si junto a su hermano en vida Guadalupe Robles para vengar la muerte de Isidro o permanecer en la clandestinidad con Aurelio casillas.

En esta primera parte ocurren un sinfín de eventos más que te mantienen atrapado en la trama de la telenovela, cada capítulo te conllevará a ver uno y otro más hasta quedar completamente metido en la serie y no querer dejar de verla, para quienes disfrutan la apreciación de este tipo de historias le garantizo que una vez que comiences a disfrutar de esta, no vas a querer despegar de tu pantalla porque cada capítulo es intrigante…