El aumento de peso y la obesidad en las mujeres pueden estar asociados a la exposición, cuando se duerme con la luz artificial o de la televisión encendida; según un estudio reciente que se publicó en Jama.

El aumento podría deberse a que dormir con la luz encendida puede ser causado por algún tipo de desventaja en el ámbito económico o a hábitos poco saludables; según lo explicaron los investigadores que llevaron adelante el estudio, liderizados por Dale Sandler.

Los investigadores le encontraron sentido a los resultados obtenidos, lo que se añadiría a la larga evidencia, que se ha recopilado en contra de la luz artificial y sus efectos negativos al dormir.

Los datos que se manejaron en el estudio

Para realizar el estudio, se analizaron los datos de casi 44.000 mujeres, entre 35 y 74 años de edad, que no presentaban antecedentes de haber sufrido de cáncer o de algún tipo de enfermedad cardiovascular.

Igualmente para la investigación se tomó en cuenta, que no estuvieran embarazadas, ni fueran trabajadoras por turnos o que no durmieran durante el día en el momento de comenzar a tomar los datos.

En el cuestionario del estudio se preguntó a las mujeres si dormían con la luz encendida, sin luz, con una pequeña fuente de iluminación nocturna, alguna luz encendida fuera del dormitorio o con la televisión encendida.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Investigación Científica

Analizaron el peso, la altura, la circunferencia de la cintura y cadera, y el índice de masa corporal al inicio del estudio, así como el peso con que se contaba.

El estudio cubrió un lapso de tiempo entre septiembre de 2017 y diciembre de 2018, determinando que quienes dormían con la luz encendida, aumentaron aproximadamente unos 5 kilos, con respecto con quienes no lo hacen.

Las conclusiones de la investigación

La investigación concluyó que dormir expuesto a cualquier tipo de luz artificial, estaba vinculado directamente con el aumento de peso.

Determinaron que dormir con alguna fuente de luz encendida es un factor de riesgo, que puede provocar aumento de peso y obesidad.

Esto puede deberse a que dormir con una luz artificial encendida podría confundir al reloj biológico, y por ello se tendría hasta un 17 % más de probabilidad de aumentar de peso. Al parecer, la luz artificial evitaría que se tenga un sueño profundo, provocando interrupciones, lo que afectaría el delicado equilibrio hormonal.

Faltaría realizar otro tipo de estudios para conocer cuál es el mecanismo que existe en esta asociación, y sobre todo, dar a conocer si disminuir la exposición a la luz artificial cuando se duerme, sería una forma de prevenir la obesidad y el aumento de peso.

Ya anteriormente se había determinado al relación entre el no dormir y el aumento de peso. Este estudio le presenta a las mujeres que duermen con la luz o el televisor encendido, la oportunidad de mejorar su Salud.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más