Kim Kardashian West se entrevistó con David Letterman, durante el programa “My Next Guest Needs No Introduction”, pero ni siquiera él pudo lograr que ella dijera nada malo sobre el presidente Trump, su aliado en la reforma carcelaria en Estados Unidos y durante este encuentro agradeció el apoyo del actual Gobierno.

Kim fue la invitada principal de la tercera temporada de "My Next Guest Needs No Introduction" de Letterman en Netflix, y ciertamente sonó como que su entrevista personal es una maravilla, especialmente cuando él la interroga sobre trabajar con Trump; según informó el portal de noticias estadounidenses, TMZ.

Después de que el presentador del programa de entrevistas elogió los muchos logros de Kim en los negocios y el entretenimiento, el tema se trasladó al Trabajo que la socialité, desarrolló brevemente con la Casa Blanca en el tema de las clemencias, en particular, el de Alice Marie Johnson.

Kim dice que espera continuar trabajando con las administraciones futuras en la reforma de las sentencias de prisión, y ahí es cuando Letterman la presionó, diciéndole que está agradecido por su trabajo, y ella agregó: "No me hace sentir mejor sobre la administración actual".

Kim no criticó al presidente Donald Trump

Kim dice que entiende, pero se negó a criticar a Trump sobre cualquier cosa y, al mismo tiempo, se negó a responder a Dave sobre quién está votando para esta elección.

En cambio, giró hacia su controvertida visita a la Casa Blanca en 2018, que precedió a la liberación de Johnson en prisión. Ella le dijo a Letterman: "Créame, todos me llamaron y me dijeron: No se atreva a poner un pie en la Casa Blanca o su reputación estará acabada'".

Kim dice que valió la pena y, al final, incluso Letterman reconoce que su trabajo es una "fuerza positiva que disminuye, lo que consideró un comportamiento inaceptable del presidente".

Una vez más, Kardashian no mencionó el "comportamiento inaceptable" y se limitó simplemente a estar agradecida de que la administración Trump se asocie con ella en la reforma de la justicia penal.

La entrevista fue filmada a principios de 2020, antes del coronavirus y antes de que el esposo de Kim, Kanye West, estuviera en la carrera presidencial.

Un cambio en la vida de Kim, tras comenzar a estudiar la carrera de Derecho

Mientras tanto, Kim continua con sus estudios universitarios de la carrera de Derecho, iniciativa que le ha dado un giro importante a su vida, especialmente tras el reciente anuncio de la fin del reality Keeping Up With The Kardashians!, que la impulsó a la fama, junto a su familia.

En reiteradas oportunidades, Kim ha manifestado que desearía apoyar a otras personas en situación similar a la de Johnson, porque cree firmemente que una reforma de la política carcelaria en EEUU sería más justa.

Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!