Facebook ha dicho que lamenta la promoción de un juego de disparos de realidad virtual en su stand en un evento de conservadores estadounidenses. El juego permite a los jugadores disparar armas imaginarias contra enemigos en una estación de tren pública. Facebook mencionó que eliminó la exhibición en la Conferencia de Acción Política Conservadora "por respeto" a las víctimas de un tiroteo reciente en la escuela en Florida. "Lamentamos no haberlo hecho en primer lugar", dijo Hugo Barra, director de VR de la compañía. El titán tecnológico ya anteriormente había defendido su presencia en el jamboree político en Maryland esta semana. "Facebook [VIDEO] participa rutinariamente en eventos organizados por organizaciones de todo el espectro político", dijo un portavoz de la compañía.

El evento ha estado dominado por discusiones sobre el control de armas después de el tiroteo en una escuela que dejó 17 personas muertas en Parkland, Florida, la semana pasada

Una de las características del stand de Facebook de este año fue una estación de demostración para Oculus Rift, su producto de realidad virtual. Un juego jugado por los delegados fue Bullet Train, un título gratuito presentado por primera vez en 2015. La filmación del juego que se estaba jugando en el evento fue publicada en #Twitter por Sean Morrow, un periodista de Now This News. El director de VR [VIDEO] de Facebook agregó: "Hay un conjunto de experiencias estándar incluidas en las demostraciones de Oculus que presentamos en eventos públicos". "Algunos de los juegos de acción pueden incluir violencia".

Vídeos destacados del día

"A la luz de los recientes acontecimientos en Florida y por respeto a las víctimas y sus familias, los hemos eliminado de esta demostración".

El tiroteo donde un exalumno de la escuela, Nikolas Cruz, abrió fuego con un rifle semiautomático. 17 personas murieron y 14 resultaron heridas, de las que algunas se encuentran hospitalizadas en estado crítico. Ahora ya mejor conocido como "La masacre de #San Valentín" es el décimo octavo tiroteo en una escuela de #Estados Unidos. Cabe mencionar también que las víctimas de la masacre eran jóvenes y jovencitas de entre 14 y 18 años de edad, a excepción de dos profesores y el director de atletismo del colegio. Después de esto, un grupo de sobrevivientes al tiroteo se unieron para exigir un mayor control de las armas en Estados Unidos, teniendo como objetivo decir que ya es suficiente, que no debe haber más tiroteos en las escuelas.