En la #actualidad, el uso de la tecnología abarca casi todas nuestras actividades. Las utilizamos para diversión y entretenimiento. Para pagar ciertos artículos: Café, golosinas entre otros. Y los bancos también se han sumado a la apertura de que sus clientes hagan transacciones en #línea, lo cual es cómodo ya que te ahorras bastante en tiempo y traslado.

La información que cada día tecleamos en cualquier #navegador [VIDEO]queda guardada, para futuras búsquedas, al mismo tiempo, nos ofrecen productos, eventos y una cantidad de datos con respecto a nuestros gustos y preferencias. Sin embargo hay muchas personas que prefieren borrar su #historial y no volver a saber nada de lo que buscaron.

Esta información sigue latente aunque se hayan borrado ciertas páginas.

Eliminando información: ¿Google tiene derecho más derecho que el usuario?

Tras estas incongruencias en la #protección de datos. Hay un caso interesante sobre la solicitud de un empresario – Londres – para eliminar su información. Este desafío para Google [VIDEO] ha significado un caso histórico, sin embargo defienden el #acceso y el derecho del público a la información legal por sobre todo lo que pudiera presentarse.

Google ha manifestado que están a favor del “derecho de ser olvidado”, pero que hay #información de dominio público que no puede ser pasada por alto, es por esta razón que no elimina cierto tipo de información de las búsquedas. En relación a estas #demandas, este precedente legal ya había sido decretado por el Tribunal de Justicia de la Unión Europea – 2014.

En relación a la solicitud fue presentada por Mario Costeja González, un ciudadano español que de igual manera, exigió se eliminaran los datos de su historial financiero.

El presente caso del empresario se remonta a finales de 1990, y este en cuestión pide se eliminen los #enlaces que podrían exponerlo por contabilidad falsa. Con respecto a la reglamentación de protección de #datosUE – habrá reformas concernientes a la eliminación de información por parte de los ciudadanos, que arrancarán en el mes de Mayo.

Casi siempre pensamos que empresas como Google o Facebook, tienen resguardada nuestra información y que el aceptar el aviso de #privacidad, nos mantiene tranquilos sobre que tantos datos son transferidos a otras empresas en nuestro país. Muchas personas no han querido sumarse al sensacionalismo tecnológico. Adultos mayores e incluso jóvenes, no tienen una cuenta de #correo electrónico y van a la sucursal bancaria para realizar operaciones sencillas, pagan un café o una comida con dinero en físico, les admiro su valentía por no dejarse devorar, ante el lobo de grandes fauces, que es el #sistema.